4/2/12

VAMPIRES



BÉLGICA,  2011

TÍTULO ORIGINAL: Vampires
DIRECTOR: Vincent Lannoo
PRODUCTOR: John Engel
GUIÓN: Vincent Lannoo, Frédérique Broos
REPARTO: Carlo Ferrante, Vera Van Dooren, Pierre Lognay
DURACIÓN: 88 minutos
WEB: http://www.vampires-lefilm.com/
IMDB: http://www.imdb.es/title/tt1500906/

VALORACIÓN: 7/10

VAMPIROS REALES




Buenas noches. Antes que nada quiero presentarme, mi nombre es George Saint-Germain y soy un vampiro.
 
Soy el cabeza de familia de una familia de vampiros que reside en Bélgica, sin duda uno de los mejores países del mundo para los de mi especie ya que se trata de un país plano y con gente gris en el cual disfrutamos de más de un privilegio impensable en otros lugares del mundo.

Estoy casado con Bertha, una bella vampira con la que tengo dos hijos; Sansón y Grace, que están en plena adolescencia y nos traen más de un dolor de cabeza.

Sansón es un joven extremadamente agresivo, siempre tiene los colmillos afilados en búsqueda de victimas potenciales, a las cuales no solamente muerde, si no que tortura y juega con ellas hasta la muerte.

En cambio Grace es una chica adorable, pero tiene un gran problema que esperemos se le vaya pasando conforme madure, ella quiere ser humana: viste siempre de rosa, se lima los colmillos, intenta relacionarse con personas, quiere tener sentimientos y aunque parezca imposible quiere morir.

En las bodegas de nuestra maravillosa casa viven los Nabowski. Según el código vampírico creado por el conde Drácula, una familia de vampiros no tiene derecho a tener una casa hasta que no tengan hijos, por lo que deberán vivir en la penumbra de una bodega  hasta que no solventen esta situación.

En este caso creo que vamos a pasar mucho tiempo con ellos bajo nuestro suelo, ya que ella, Elizabeth, no puede evitar comerse a todos los niños que cogen, y si alguno consigue crecer su marido Bienvenu  se encarga de abusar sexualmente de él  hasta que deciden marcharse.

Una de las cosas que siempre llaman la atención a los humanos es nuestra alimentación, se creen que somos depredadores que salen todas las noches a cazar, pero no es así, no os voy a negar que alguna vez hacemos alguna incursión nocturna y nos damos un buen festín, pero por norma general lo tenemos todo mucho más sencillo.
Cada familia de vampiros tiene su “carne”. Carne es el nombre que le damos a una persona que comparte hogar con nosotros y a la cual alimentamos diariamente para poco a poco ir consumiéndola, vamos como hacéis los humanos con los animales de granja, así que no pongáis esa cara de repulsión.

Por otro lado hacemos una labor social muy importante para el país, ya que la policía se encarga de traernos todo tipo de indeseables para que los hagamos desaparecer y de paso llenemos nuestros estómagos. Últimamente hay abundancia de inmigrantes ilegales procedentes de Mali, por lo que nuestra dieta esta siendo un poco monótona, aunque hay que reconocer que la calidad de la sangre de estos chicos es excelente.

Según todo lo narrado hasta ahora podéis pensar que nuestra vida es idílica, y lo era, pero últimamente han surgido unos problemas que están trastocando toda nuestra estabilidad.
Nuestra hija Grace mantiene una relación sentimental con un humano y nuestros vecinos lo han visto en nuestra casa, sentado un nuestra mesa a la hora de cenar, algo que esta rotundamente prohibido según el código vampírico. Pero esto no es lo mas grabe, el inconsciente de mi hijo Sansón ha mantenido relaciones con la mujer del líder de nuestra comunidad, acto que conlleva la ejecución de los dos implicados.

En busca de una solución desesperada para salvar la vida de nuestro hijo, hemos enviado a Sansón y Carne hasta Londres para que le pidan misericordia a nuestro gran padre vampírico, y parece que la cosa no ha salido del todo mal.

Os informo que a partir de ahora los Saint-Germain residiremos en la fría Canadá, un país en el que nuestro rol es muy diferente al que teníamos en Bélgica y en el cual nos tendremos que adaptarnos a una vida integrada con la de los humanos, pero si queréis saber mas sobre nosotros y sobre como se desarrolla nuestra vida en este nuevo mundo tendréis que ver el documental que ha rodado sobre nosotros un humano llamado Vincent Lannoo.


6 comentarios:

miquel zueras dijo...

Ja, ésta tengo que verla. Una Familia Munster en versión belga. La verdad es que un país que me pareció de lo más gris y con un tiempo infame parece muy apropiado para los vampiros. Saludos. Borgo.

Sidhe dijo...

Yo también la quiero ver :)

Jon R. R. dijo...

A mí esta peli me decepcionó. Empieza bien pero se vuelve monótona. Una vez pasada la gracia inicial... Eso sí, no deja de tener momentos hilarantes, y algunas frases de guión la mar de simpáticas, como por ejemplo la última de todas (ayudada por la cara que pone el actor, impagable)

Saludines variados.

HateLove dijo...

Buenas Miquel!!

No he tenido la suerte de estar en “la capital de Europa”, pero realmente en Vampires se aprovechan de todos los tópicos del país para hacernos ver el porque es el lugar idóneo para un vampiro.

Aunque con el tiempo que hace últimamente por aquí tampoco estarían mal, además tengo una larga lista de impresentables que podrían servirles como alimento…

Saludos y gracias por escribir!!

HateLove dijo...

Buenas Sidhe!!

Pues no te la pierdas que pasaras un buen rato!!

Ando bastante liado y hace tiempo que no digo nada por tus wasabis, pero muy chulo el nuevo look,eh!!!

Saludos!!

HateLove dijo...

Buenas Jon!!

Vampires no es una película redonda eso esta claro, pero mantiene un muy buen ritmo durante todo el metraje.

Coincido plenamente contigo en que la gran fortaleza de esta película esta en sus frases y en sus escenas o gags hilarantes: la escena final, el juego de 1,2,3 luna, la comida a domicilio, el tullido en silla de ruedas…

Un abrazo!